Odoo es un sistema de gestión empresarial modular que permite centralizar las principales labores empresariales (clientes, contabilidad, inventario…) bajo un mismo software. Todos estos procesos de negocio se gestionan a través de diferentes módulos, bien sean los oficiales de Odoo o aquellos desarrollados específicamente para un negocio concreto.
Hoy vamos a ver cómo funciona uno de esos módulos oficiales: el terminal de punto de venta, pero antes, veremos qué es un TPV y cuáles son algunas de sus principales ventajas.

¿Qué es un TPV y qué aporta a mi negocio?

Un TPV es una herramienta que permite la gestión del punto de venta de un negocio a través de un terminal informático, y con él podrás realizar las principales funciones necesarias en tu negocio: expedir tickets, ver las facturas, gestionar las ventas…
Todo TPV consta de una parte hardware (POSBox) que permite integrar todos los dispositivos (impresora, lector de código de barras, caja registradora…), sin tener que tenerlos conectados al dispositivo mediante el que se accederá al TPV (parte física), y un software, que en nuestro caso será el programa de gestión empresarial Odoo.

Ventajas del TPV

  • Información actualizada de tu negocio.
  • Agilización en el proceso de venta.
  • Disponibilidad de diversas formas de pago.
  • Gestión de los stocks desde un mismo punto.
  • Gestión de la trazabilidad de los productos.
  • Mayor facilidad en la toma de decisiones.
  • Bases de datos de productos, clientes, proveedores…

A continuación vamos a explicar algunas de las principales características que nos ofrece el terminal del punto de venta de Odoo.
El TPV de Odoo dispone de una sencilla interfaz que permite al usuario gestionar su establecimiento o tienda online de manera muy intuitiva. Su funcionamiento está disponible tanto online como offline, y puede ser utilizado desde cualquier dispositivo (pc, tablet, etc.)

tpv_vistacompleta

Todo lo que necesitas en el punto de venta

EL TPV está totalmente integrado con el inventario y la contabilidad permitiendo una mejor gestión del negocio en tiempo real: estadísticas de ventas, facturación, asientos contables, roturas de stocks… Además, también está integrado con el comercio electrónico, por lo que si tu negocio funciona tanto en un punto físico como online, no será necesario gestionar los productos que tengas por separado.

También permite el pago a través de diversos sistemas como tarjeta de crédito, cheque o efectivo, además de poder escoger entre emitir tickets o facturas, adaptándose así a las necesidades de tu negocio.
 

¿Tienes un restaurante y quieres organizar el local y saber qué mesas están libres?, ¿los clientes quieren dividir el pago de la cuenta? No hay problema, el terminal te da todas estas opciones y más:

  •  Visión general del bar o restaurante.mesas
  • Ajustes del tamaño y disposición.
  • Pago por separado y a través de diversos métodos.
  •  Posibilidad de división por plantas: qué mesas están libres, qué pedido ha realizado cada mesa…
  • Conexión con cocina y bar para las instrucciones de pedidos.

 

Por otra parte, con la posibilidad de identificación de los clientes, podrás realizar un seguimiento de sus hábitos de consumo, para después ajustar las ofertas, promociones y descuentos a sus necesidades, todo ello a través del programa de fidelización.

cliente final

Si todo esto no fuese suficiente, siempre pueden personalizarse módulos con todas aquellas características especiales diseñadas para tu caso concreto.